economia-colaborativa-amovens-blablacarlacar

La startup española presenta una demanda a su competidor por competencia desleal

Amovens, la startup española que basa su modelo de negocio en la economía colaborativa, acusa a su competidor francés por supuesto espionaje informático y competencia desleal.

Según Amovens, Blablacar utilizó un robot para acceder a los datos de la compañía y recabar información sobre las plazas disponibles en las diferentes rutas. La plataforma española apunta que su competidor utilizó técnicas de “screen scraping“, perfiles falsos de usuarios, para extraer de manera sistemática, a través de un bot, información confidencial que supuestamente le aportaba una ventaja comercial.

Con el asesoramiento del buffet Roca Junyent, Amovens alega que Blablacar habría cometido diversas acciones ilegales extrayendo información confidencial y utilizándola en contra de la buena voluntad, hecho que incumple la Ley de Competencia Desleal.

Según el CEO de la startup española, Mario Carranza, la presentación de esta demanda es imprescindible para velar por los intereses de la compañía ante la conducta de la multinacional francesa y, de esta forma, evitar que estos actos continúen en el futuro, sin perjuicio de reservarse el derecho a solicitar una indemnización por los daños y prejuicios causados.

Batalla en el sector de la economía colaborativa

La compañía española apunta en su demanda, que las comisiones que aplican en la reserva de plazas de viajes compartidos son especialmente bajas en comparación de Blablacar, esto ha causado una continua fuga de usuarios en la plataforma francesa y sería el posible motivo por el cual han llevado a cabo un espionaje en Amovens.

La startup española asegura que gracias al servicio que ofrecen, compartir y alquilar vehículos entre particulares sin comisiones, han conseguido un gran crecimiento, alcanzando un millón de usuarios en su plataforma, frente a los 3,5 millones de usuarios que posee la plataforma francesa. “Han empezado a tomar medidas para conocer de qué magnitud es el crecimiento que hemos tenido”, dijo Carranza.

El portavoz de la compañía francesa contesta frente a la acusación: “En Blablacar no hemos recibido ninguna notificación al respecto. Como cualquier otra empresa, analizamos y seguimos la información pública del mercado en el que operan nuestros competidores. Por el momento no podemos entrar a hacer otro tipo de valoración hasta que no conozcamos el contenido del documento, pero nos parece totalmente fuera de lugar”

Lee ahora: BlaBla Car vence ante la justicia española

Más sobre economía colaborativa:

La fiebre por el ‘bike-sharing’ sin estacionamiento

Airbnb y Barcelona Tech City lanzan el Airbnb Travel Tech Award

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here