Seguridad Nacional ha decidido ampliar la prohibición que impuso en los vuelos de Oriente Medio.

El departamento de Seguridad Nacional planea prohibir los ordenadores portátiles en las cabinas de todos los vuelos desde Europa hasta los Estados unidos, según declaraciones de las autoridades europeas del departamento de seguridad.

Inicialmente, la prohibición de los portátiles y las tablets solo se aplicaba a los vuelos con destino a los Estados Unidos que procedían de 10 aeropuertos del norte de África y de Oriente Medio. Esta prohibición se basó en el miedo al terrorismo del gobierno de Donald Trump. Al parecer, los terroristas han encontrado la manera de convertir portátiles en bombas capaces de derribar un avión. Aún no está claro si la prohibición europea se aplicará también a las tablets.

Los fabricantes de bombas habrían logrado insertar en baterías un artefacto explosivo lo suficientemente potente como para derribar un avión. Los primeros indicios de que lo habrían logrado llegaron en 2016, cuando se creó un agujero en el fuselaje de un Airbus A320 durante su ascenso desde Mogadiscio, Somalia. El avión fue capaz de realizar un aterrizaje de emergencia. El grupo insurgente Al-Shababb afirmó que había equipado un pasajero con un ordenador portátil aparejado como una bomba.

El departamento de seguridad nacional contó al Daily Beast que aún no se había tomado una decisión respecto a la ampliación de la restricción de aparatos electrónicos en las cabinas de vuelo, pero que lo están considerando. Seguridad Nacional está evaluando las amenazas y hará cambios cuando sea necesario para mantener a los pasajeros seguros. 

¿Pondrá en riesgo nuestra seguridad?

Sin embargo, esta acción está aumentando los temores de la industria de la aviación, debido a que la prohibición, no solo protegerá contra las bombas, sino que podrá poner en peligro los vuelos. Los portátiles y las tablets añadidas al equipaje facturado, ya que no podrán estar en la cabina, significará que estos dispositivos, con un historial de incendios a causa de las baterías de iones de litio, podrían desencadenar una conflagración mortal en una bodega de carga, donde nadie puede apagar los incendios.

La Administración Federal de Aviación(FAA) registró 33 incidentes en 2016 debidos a dispositivos electrónicos en cabinas de pasajeros que causaron emergencias por incendio durante los vuelos. De estos incidentes, tres fueron causados por portátiles y dos por tablets. Dos de los más graves sucedieron en vuelos de Delta e involucraron portátiles.

Eficacia contra incendios puesta a prueba

Las pruebas realizadas en 2015 por la sección de Seguridad Contra Incendios de la FAA demostraron que el gas halón no es eficaz contra los incendios que se originan por las baterías de iones de litio utilizadas en ordenadores portátiles y tabletas.

Estas pruebas aún fueron más allá, revelando que la cantidad de gas halón usado en los sistemas de extinción automática de incendios no tiene ningún efecto en un incendio que se inicie por una fuga térmica de una batería de iones de litio. Los paneles en la bodega de carga diseñados para contener un incendio, en realidad estaban apagados en las pruebas, creando una explosión que destruiría un avión.

Al comentar sobre estas pruebas, la Federación Internacional de Asociaciones de Pilotos de Líneas Aéreas, IFALPA, en representación de pilotos de líneas aéreas de todo el mundo, dijo: “De hecho, el fuego procedió como si el halón no estuviera presente.”

Futuro incierto respecto a las medidas que se efectuarán

Algunas líneas aéreas de Medio Oriente se quejaron a la Organización de Aviación Civil Internacional de que habían sido indebidamente penalizadas por la prohibición inicial en 10 aeropuertos. En respuesta, la OACI dijo que los dispositivos explosivos implantados ​​en dispositivos electrónicos son el mayor riesgo para la seguridad de los aviones comerciales.

Al mismo tiempo, han pedido a los expertos que examinen el riesgo para la seguridad que puede generar un flujo repentino de dispositivos electrónicos en las bodegas de carga. Patrick Ky, regulador de la seguridad europea, dijo a Reuters que su agencia quiere que las aerolíneas eviten que todos los dispositivos electrónicos en el equipaje facturado estén colocados en el mismo recipiente en la bodega de carga.

En el Aeropuerto de Heathrow de Londres, donde se generan el 17 por ciento de todos los vuelos a los EE.UU., se esta añadiendo una capa adicional de control de seguridad para los vuelos.

 

Lee ahora: Silicon Valley financia la lucha contra la política de inmigración de Donald Trump

Más sobre Estados Unidos

Donald Trump deroga la ley de privacidad online de Barack Obama

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here